En 2012 se decidió la suerte fiscal de Mendoza

Share

El proyecto de presupuesto 2014 del Poder Ejecutivo pretendía autorizar al Poder Ejecutivo a contraer deuda con particulares y entidades financieras por hasta $ 1.700 millones.

Ese presupuesto contenía idénticas normas para la ejecución del gasto que en los ejercicios anteriores: habilitaba el cambio de partidas de Erogaciones de capital a Gasto Corriente (equipamiento u obras a sueldos) y mantenía la suspensión de los criterios de equilibrio de la Ley de Responsabilidad Fiscal.

La posibilidad de gastar más de lo que se recauda y la facultad de cambiar el destino de cualquier partida son las principales herramientas con las que el Gobierno pudo alcanzar seis años continuos de déficit. Estas decisiones no son gratuitas: el Gobierno promovió en 2012 un impuestazo tan grande que debería haber resuelto los problemas fiscales que él mismo generó.

Sin embargo, eso no ocurrió. El aumento del gasto sobrepasó ese mayor esfuerzo exigido a las empresas y familias mendocinas y sentó un nuevo piso a la presión impositiva provincial que pasó de 4,3 %  a 6,5 % del Producto Bruto Geográfico (PBG)

En 2012 se decidió la suerte fiscal de hoy día ya que en 2011, cuando Francisco Pérez asumía la jefatura del estado provincial, el años terminaba con $ 1.230 millones de déficit y la provincia ejecutaba inversión pública por $ 1.475 millones.

El aumento de impuestos provinciales de 2012 debería haber habilitado una reducción significativa del déficit a la par de mantener la inversión. Sin embargo, esos recursos adicionales ($ 1.800 millones en 2012 y $ 2.300 millones en 2013)  se destinaron –como años anteriores– a aumentar el gasto corriente. Por mientras que la inversión pública fue menor en términos nominales que en 2011, se continuó la ejecución deficitaria del presupuesto de $ 950 millones en 2011 a $ 1.427 millones en 2013.

El fin de 2013 encontró a los principales actores de la política de mendocina cerrando posiciones irreductibles: el Gobernador insistiendo en gastar en igual forma que en los 5 años anteriores y gran parte de la oposición actuando sin horizonte. Ante la imposibilidad del Partido Justicialista de contar con los votos necesarios para autorizar un endeudamiento que por sexto año consecutivo se destinaría a financiar los gastos corrientes, algunos legisladores y militantes radicales sugerimos al Poder Ejecutivo trabajar en un nuevo proyecto de presupuesto, incorporando definiciones claras en relación al déficit permitido, el endeudamiento total autorizado, límites a la forma en que se ejecuta el gasto y el establecimiento de un horizonte de equilibrio.

Veíamos posible un endeudamiento menor al solicitado originalmente y destinarlo, además, a la cancelación de deuda pública, fortalecimiento del Fondo de Infraestructura Provincial o sostén del empleo agrícola, entre otras cuestiones de importancia.

 

Lamentablemente, fue posible el acuerdo con argumentos y, en consecuencia, hace seis meses que el Gobierno de Mendoza se administra  como puede sin presupuesto, impulsando una respuesta del Poder Ejecutivo que ha debilitado las instituciones y la convivencia política.

En ese escenario ocurrió el corte de la cadena de pagos relacionada con el gasto público (proveedores y contratistas de obra), lo peor que puede esperarse en una economía en recesión. La importancia de la vigencia de las instituciones se hizo más presente que nunca en este semestre.

Ahora nos encontramos ante un principio de acuerdo sobre estos tópicos entre la UCR y el Gobierno con un límite de endeudamiento levemente superior al que propusimos en el mes de marzo y varios de aquellos conceptos propuestos –y rechazados–en marzo. Luego de tres meses en los que ciudadanos, Gobierno y oposición estamos peor que al principio, creemos necesario reflexionar sobre el daño que las posiciones “irreductibles” le generaron a la provincia de Mendoza.

Publicado en Análisis | Etiquetado , , | Deja un comentario

Vaquié celebró el acuerdo para la sanción del presupuesto

Share

El diputado nacional Enrique Vaquié celebró el acuerdo alcanzado para la sanción de la ley de presupuesto de Mendoza y afirmó que “es absolutamente necesario que la provincia tenga su ley de presupuesto y por eso celebramos que, por fin, se haya llegado a un acuerdo para poder sancionarla. También nos lamentamos por todos los meses perdidos, tiempo en el que se interrumpió la cadena de pagos relacionada con el gasto público, proveedores y contratistas de obra, lo peor que puede esperarse en una economía en recesión”.

Cabe recordar que en febrero de 2014, luego de que el debate legislativo demostrara encontrarse en un punto muerto, se propuso un proyecto de presupuesto alternativo en el que se preveía un endeudamiento menor al solicitado por el Poder Ejecutivo. Mientras que el Gobernador esperaba poder financiarse a través de particulares y entidades financieras por $ 1700 millones, el radicalismo propuso, en ese momento, permitir un endeudamiento de $ 766 millones.

El economista radical explicó que, ante la imposibilidad del Partido Justicialista de contar con los votos necesarios para autorizar un endeudamiento que por sexto año consecutivo se destinaría a financiar los gastos corrientes, “algunos legisladores y militantes radicales sugerimos al Poder Ejecutivo trabajar en un nuevo proyecto de presupuesto, incorporando definiciones claras en relación al déficit permitido, el endeudamiento total autorizado, límites a la forma en que se ejecuta el gasto y el establecimiento de un horizonte de equilibrio”.

“Dado que el Presupuesto acordado tiene el mismo sentido que nuestra propuesta, con un límite de endeudamiento levemente superior al que propusimos en el mes de marzo y varios de aquellos conceptos propuestos –y rechazados– en marzo, no puedo menos que alegrarme por la provincia y lamentar que cuestiones que quizá no tenían que ver el interés de los mendocinos hayan impedido que el Presupuesto se aprobara en tiempo y forma”, concluyó Vaquié.

Publicado en Actualidad, Declaraciones | Etiquetado , , , | Deja un comentario

Pesar por el fallecimiento de Ernesto Ueltschi

Share

Lamentamos el fallecimiento de Ernesto Ueltschi no solo por su calidad humana sino por lo que significó para nuestra Mendoza su gestión.

Recordamos que Ueltschi priorizó la educación dictando el primer Estatuto Docente del país en septiembre de 1958. Para él, el estatuto fue “una obra de arte” a la que le dedicó los primeros meses de su gobernación. La iniciativa fue puesta en consideración de docentes de toda la provincia y sumaron sus aportes al proyecto antes de aprobarlo.

No solo nos gustaría destacar el lugar fundamental que le dio a la educación sino también la forma en la que intentó recabar las opiniones de todos los involucrados para hacer una propuesta más justa y que representara a todos los mendocinos.

Además, durante su gobernación logró sancionar una ley con la que destinó las regalías petrolíferas a lo que nosotros consideramos la columna vertebral del desarrollo de la provincia de Mendoza: el Departamento General de Irrigación y la Dirección de Vialidad.

Ernesto fue una persona que sumó un profundo interés por el bien común a una magnífica capacidad de gestión y por eso los mendocinos lo despedimos con un sentido homenaje y agradecimiento por lo que hizo por nuestra provincia.

 
Foto: http://mediamza.com/
Publicado en Actualidad, Opinión | Etiquetado , | Deja un comentario